Traducción: uno de sir Walter Raleigh



Sir Walter Raleigh


Le responde la ninfa al pastor (a este pastor)


Si el mundo o el amor fueran aún nuevos,
o si dijeran siempre los pastores
la verdad, lo que me ofreces me haría
ir a vivir contigo y ser tu amor.

Por la costumbre vuelven las ovejas
desde el prado al corral, cuando se encrespa
el río, el tiempo hace callar al músico,
todos se quejan de los compromisos.

Las flores se marchitan y los fértiles
campos le dan paso al invierno luego:
lengua de miel con corazón amargo,
primavera feliz y otoño triste.

Promesas de vestidos y coronas,
lechos de flores y fragantes ramos,
nacen muy fácil, pasan, y se rompen,
cuando al final se pudre el entusiasmo.

Tu cinturón de paja y tiernos brotes,
tus broches de coral y tachas de ámbar,
no son motivos suficientes para
irme a vivir contigo y ser tu amor.

Mas si crece el amor y dura joven,
si no se agosta la alegría y crece,
estas delicias sí me moverán
a irme a vivir contigo y ser tu amor.